24 jul. 2015

Posted by Refrigerio Bíblico | 18:09 | No comments
Aprender a escuchar la Palabra de Dios

Dr. Charles Stanley


Como cristianos, sabemos que asistir a la iglesia y leer la Biblia es importante. Pero ¿por qué algunas veces nos marchamos vacíos de la iglesia? La respuesta bien puede estar en la manera que escuchamos. El libro de Nehemías registra un tiempo en que el pueblo de Israel ansiaba escuchar al Señor. Después de setenta años de cautiverio en Babilonia, habían regresado finalmente a su tierra. Después de trabajar duro para construir sus casas, el templo de Dios, y los muros y las puertas de Jerusalén, se reunieron en la ciudad para escuchar al escriba Esdras leer la Palabra de Dios. Su ejemplo en Nehemías 8.3-18 nos ayuda a saber cómo acercarnos a la Palabra cuando queremos escuchar la voz del Señor.
Aprender a escuchar la Palabra de Dios
Para empezar, ellos escuchaban pacientemente cómo leía Esdras desde muy temprano por la mañana hasta el mediodía. Aunque nosotros podemos tener prisa, Dios no la tiene; el Señor quiere que aprendamos a esperar en Él. Luego, escuchaban con atención, ansiosos por oír lo que Dios iba a decirles. Cuando Esdras abrió el rollo, mostraron respeto poniéndose de pie y luego inclinándose para adorar al Señor. Demostraron arrepentimiento, al entristecerse y llorar por sus pecados. Y finalmente, escucharon con deseo de comprender y obedecer la Palabra.
Cuando usted lea las meditaciones de este mes y estudie la Biblia, pídale al Señor que le ayude a escuchar como lo hicieron los israelitas aquel día.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Bookmark Us

Delicious Digg Facebook Favorites More Stumbleupon Twitter